El Paseo del Prado se configura como el gran circuito del arte español

Alexander Calder. El Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía expone tras su paso por el Museo Guggenheim de Bilbao esta muestra retrospectiva que aborda cinco décadas de trabajos del creador estadounidense que más ha contribuido a un nuevo concepto de escultura. Su concepción abstracta queda patente en el conjunto de las cincuenta obras (móviles, stabiles, constelaciones) presentadas pero también el intenso sentir de lo físico que el arte conlleva. Construcciones de metal y madera que vuelan en el peculiar mundo que Calder construyó para ellas jugando con la fuerza de la gravedad, la circulación del aire y la intervención del azar. Hasta el 16 de febrero.

 
   

Ramón y Cajal. La Casa Encendida, en Madrid, muestra en “Santiago Ramón y Cajal. Ciencia y Arte” un científico que además de culminar su vida profesional dedicó parte de su sensibilidad y su creatividad al dibujo y a la fotografía: 179 dibujos científicos, seleccionados de entre casi dos mil de los que consta el legado Cajal y que son reflejo de la tradición renacentista de ligar en la esencia el trabajo científico con el arte; 90 fotografías, producto de su afición y también del uso de la cámara en sus investigaciones histológicas; y una serie de instrumentos científicos que Ramón y Cajal utilizó a lo largo de su dilatada trayectoria profesional. Hasta el 5 de enero.

 
   

Lumen Canariense. Cuatro salas de la ciudad La Laguna , en Tenerife, acogen una amplia mirada sobre el arte sacro flamenco que se hacía en Europa durante los siglos XV y XVI bajo el título conjunto de Lumen Canariense. El Cristo de la Laguna en su tiempo. Un conjunto de 176 obras, entre esculturas, lienzos, tablas, piezas de orfebrería y ornamentos procedentes de Amberes, Lovaina, Malinas, Brujas, Madrid, Sevilla, Barcelona y el propio archipiélago canario, que llevan el sello de creadores como Pedro Berruguete, Diego de Siloé, Gil de Brabante, o Lucas Cranach, entre muchos otros. Hasta el 15 de enero.

 
   

Joaquín Torres García. El Museu Picasso de Barcelona exhibe la mayor muestra dedicada a este pintor, teórico, pedagogo, escritor y diseñador de origen uruguayo y afiliación catalana: 370 obras entre pinturas, construcciones, trabajos sobre papel y juguetes, además de una selección de documentos, libros, revistas, cartas y fotografías, procedentes de colecciones y museos de diferentes países, incluidos los préstamos de la propia familia Torres-García, que recorren sus grandes corrientes creativas –noucentismo, constructivismo y abstracción- en el enclave de las ciudades que las inspiró: Montevideo, Barcelona y París. Entre las obras que se pueden visitar en los días que dure la muestra se encuentran los frescos que realizó para el Palau de la Generalitat. Hasta el 11 de abril.

 
   

Juan Gris. El Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía exhibe la obra como ilustrador de prensa del pintor Juan Gris en una muestra que reúne sus dibujos originales junto a las publicaciones francesas y españolas que los publicaron: 90 dibujos, realizados entre 1904 y 1912, sobre soporte papel, y 90 números de revistas, además de abundante documentación bibliográfica. Un conjunto que nunca antes se había logrado reunir, estudiar y exponer y que representa en su estreno mundial una extraordinaria aportación al conocimiento de este pintor. Hasta 19 de enero.

 
   

Dibujos del Renacimiento. La Fundación Caixa de Catalunya en Barcelona acoge en La Pedrera “Dibujos del Renacimiento. Colección de la Bibliothèque Nationale de France”, una selección de ciento once dibujos del siglo XVI procedentes del fondo de esta institución cultural francesa. En su mayor parte nunca expuestas al público con anterioridad y de enorme importancia en el gran papel dado por el Renacimiento al dibujo como padre de las tres artes mayores –pintura, escultura y arquitectura- en esta muestra están presentes las grandes escuelas europeas de la época como la alemana, la flamenca, la italiana y la francesa representadas por algunos de sus máximos creadores entre los que se hallan Albrecht Dürer, Joachim Patinir, Antoine Caron y François Clouet. Hasta el 18 de enero.

 
   

Mujeres pintadas. La Fundación Cultural MAPFRE VIDA expone en sus salas de Madrid “Mujeres pintadas. La imagen de la mujer en España 1890-1914”, una muestra integrada por más de un centenar de obras procedentes de diversos museos y colecciones privadas con el tema unificador de la figura femenina, en las primeras décadas de su evolución en la sociedad. Retratos de mujeres adineradas, humildes, sofisticadas, artistas o sufragistas en situaciones de trabajo, lucha social, ocio, amor o sexualidad realizados por Picasso, Sunyer, Zuloaga, Sorolla, Casas, Sunyer, Graner, Anglada-Camarasa, Rusiñol, Nonell, Canals, Iturrino, Torres García o Baroja , entre otros pintores; por los escultores Julio González, Manolo Hugué y Pablo Gargallo; y por los ilustradores de prensa Apa, Gris, Casas, Junoy y Gosé, son para esta muestra especialmente ordenados para narrar el sorprendente cambio personal y colectivo que el ser mujer experimentó en los albores del siglo XX. Hasta el 11 de enero.

Cortes del Barroco. El Palacio Real y el Palacio de Aranjuez son la sede de la muestra “Cortes del Barroco. De Bernini y Velázquez a Luca Giordano” en la que por vez primera de ofrece una visión conjunta sobre los maestros y mecenas que tuvieron un protagonismo especial en la extraordinaria actividad artística desarrollada en  torno al ámbito social, político y cultural de la segunda mitad del siglo XVII. A través de 318 piezas procedentes de museos y galerías de todo el mundo, y en un recorrido que da comienzo con Velázquez –como referencia ineludible a la hora de abordar la estética y el gusto de la corte española- y finaliza con Luca Giordano –como el último exponente de una larga estirpe artística desarrollada en el seno de la Monarquía de los Austrias. Entre medias, un conjunto de piezas que son el legado de esta alianza del poder y el arte. Hasta el 11 de enero.

Expresionismo abstracto. El Museo Esteban Vicente de Segovia cierra el centenario del pintor con exposición dedicada a la presencia en las colecciones españolas del expresionismo abstracto americano, la corriente en la que se enmarca el trabajo del artista segoviano. Un conjunto de 54 obras firmadas por una veintena de creadores como  Mark Rothko, Jackson Pollock, Willem De Kooning, Robert Motherwell, Adolph Gottlieb, Hans Hoffmann o el propio Esteban Vicente, que cubren gran parte de las distintas tendencias creativas del expresionismo abstracto: pintura de acción, campos de color, inspiración europea.... Junto a la muestra se celebrará el ciclo de conferencias La Escuela de Nueva York y el comienzo de la guerra fría, con participación de académicos, críticos y profesores. Hasta el 11 de enero. 

Matisse. El Instituto Valenciano de Arte Moderno reúne por primera vez en España la mayor parte de la producción escultórica en bronce de Henri Matisse: cincuenta y ocho de los sesenta y ocho únicos bronces que él realizó entre 1894 y 1949, y entre los que se encuentran las piezas claves en escultura de su obra artística. Piezas de tamaño reducido, con el casi exclusivo motivo formal de la mujer, que transmiten en tres dimensiones la misma fuerza que su autor logró concentrar en el color. Hasta el 11 de enero.

Kandinsky. La Fundación Juan March vuelve sobre la obra de este pintor con la muestra “Kandinsky: el origen de la abstracción”, una espléndida reseña de sus primeros pasos y su posterior evolución hasta concluir en el concepto de lo abstracto, basado en la vibración y el color: cuarenta y cuatro obras –30 pinturas y 14 acuarelas, tinta china y grabados- realizadas entre 1899 y 1920, procedentes de numerosos museos rusos y europeos y con la participación decisiva de la que fuera la galería del primer coleccionista de Kandinsky, el próspero comerciante Tretiakov. Hasta mediados de enero.

Arte efímero. La Biblioteca Nacional muestra en sus salas “Ephemera. La vida sobre papel”, un conjunto de 700 piezas que son el reflejo cotidiano de la sociedad española desde 1850 a 1950. Cromos, tarjetas, paipais, etiquetas de hoteles, programas, listas de precios, estampas, calendarios, cerillas, juegos y recordatorios procedentes del fondo de imágenes efímeras que ha ido conformando la propia Biblioteca y que hoy cuenta con más de 100.000 obras. Hasta el 7 de enero.

Juan Uslé. El Centro de Arte Reina Sofía muestra en el palacio de Cristal de Madrid una amplia muestra de la obra reciente de Uslé, uno de los pintores españoles con mayor reconocimiento internacional. Alrededor de ochenta cuadros y una treintena de fotografías, entre los que se encuentran sus series de grandes cuadros monocromos, geométricos, rizomáticos, celibataires y cuadros blancos y despojados, todos realizados en los últimos diez años. Hasta el 12 de enero.

 Valdés Leal. El Museo del Prado reúne en la exposición “Valdés Leal: la vida de san Ambrosio” los siete lienzos que este pintor realizó en 1673 sobre la vida de San Ambrosio para el oratorio bajo del Palacio Arzobispal de Sevilla y que, tras ser sustraídos durante la Guerra de la Independencia por el mariscal Soult, habían estado en paradero desconocido hasta la década de los sesenta del siglo pasado; cuatro de ellos forman parte de los fondos del Museo del Prado desde final de 2002. La disposición que el Museo ha elegido para mostrar el conjunto recrea una posible disposición de la capilla original, hoy desaparecida. Hasta el 4 de enero.

Willi Baumeister. La Fundación Caja Madrid , en colaboración con el Museo Thyssen-Bornemisza y la Städtische Galerie im Lenbachhaus de Munich, exhibe la primera muestra antológica en España de Willi Baumeister, una de las figuras más destacadas del arte alemán del siglo XX y uno de los artistas más influyentes –junto a Paul Klee- en los orígenes de la abstracción española. Noventa y dos obras reunidas en cuatro apartados: Los años 1920: Purismo y Abstracción Geométrica; Los años 1930: Primeras formas orgánicas; La guerra y la postguerra: hacia el informalismo y Últimos años: Hacia el color monumental, además de una sala dedicadas a su obra sobre papel, recorren de forma temática y cronológica una singular trayectoria en la que el respeto y admiración al arte del humano primitivo queda reflejado en gran parte de su obra. Hasta el 22 de febrero.  

Jean Dubuffet. El Museo Guggenheim Bilbao muestra en “Jean Dubuffet. Huella de una aventura” la diversidad de la producción artística de este creador francés, poniendo de manifiesto su incesante búsqueda y experimentación en el arte, más allá de los mecanismos culturales establecidos. El conjunto de 160 piezas que se ofrecen a lo largo de nueve salas del Museo -obras sobre papel, pinturas, esculturas y litografías- abarcan la mayor parte de su evolución artística con tres fases diferenciadas: sus exploraciones táctiles de los años cuarenta y cincuenta, que incorporan materiales hasta entonces ajenos al arte; L´Hourloupe, un ciclo de obras sistematizadas de los años sesenta y setenta; y sus obras más tardías y gestuales de los años ochenta. Hasta febrero. 

Manet. El museo del Prado acoge la trayectoria artística del pintor Edouard Manet aportando la visión más completa sobre su producción desde las grandes retrospectivas celebradas en parís y Nueva York en 1983. “Manet en el Prado” reúne un total de 110 obras –58 cuadros, 30 grabados y 22 dibujos- con las que este pintor creó el puente de la tradición a la modernidad. Sus célebres El balcón, El retrato de Emile Zola, El cantante español, La barra del Folies-Bergère, Pequeños caballeros, Guitarra y sombrero, Ante el espejo, En el conservatorio o Los fusilamientos del 2 de mayo son algunas de las obras que –siglo y medio después de la visita del pintor al Prado- dejan patente el profundo poso que el arte del Siglo de Oro Español o Goya dejaron en su autor. Hasta el 11 de enero.

Kandinsky. La Fundación Juan March presenta en Madrid “Kandinsky, el origen de la abstracción”, un recorrido por la evolución artística del pintor desde sus obras más figurativas en los inicios de su trayectoria a su progresiva disolución de las formas y el posterior desarrollo y culminación de la abstracción. Cuarenta y cuatro obras –30 pinturas y 14 acuarelas, tinta china y grabados- realizadas entre 1899 y 1920, procedentes de diversos museos rusos y europeos, y en muchos casos por primera vez expuestas al público en nuestro país. Hasta el 25 de enero.  

Antón Van Dyck. La Fundación Carlos de Amberes presenta por vez primera en Madrid –en colaboración con el Patrinomio Nacional, el Museo Nacional del Prado y la Biblioteca Nacional de España- la obra sobre papel de uno de los maestros del grabado de todos los tiempos, junto con Durero, Rembrandt y Goya. Dibujos, grabados y aguafuertes desde sus inicios como grabador en el taller de Rubens a la génesis y desarrollo de su famosa Iconografía, una completa galería de retratos de ilustres personajes coetáneos. El recorrido se completa con los dibujos preparatorios, grisallas previas al óleo y pruebas de estado de los aguafuertes realizados personalmente por Van Dyck y sus colaboradores, así como estampas de sus lienzos grabadas en vida del maestro y hasta finales del siglo XVIII. Hasta el 11 de enero.

Grandes maestros. La Fundación Pedro Barrié de la Maza (La Coruña) exhibe una selección de grandes obras pictóricas de autores universales pertenecientes a los fondos del Museo Lázaro Galdiano de Madrid: cincuenta y tres obras, fechadas entre los siglos XV y XIX, que -con predominio de pintores españoles  que van de los primitivos Juan de Sevilla y el Maestro de Astorga a Carreño de Miranda pasando por Velázquez, Sánchez Coello, Murillo, Paret, Goya...-recorren los principales nombres y tendencias europeos como Cranach, El Bosco, Van Orley o Teniers, entre muchos otros. Hasta el 7 de enero. 

Imágenes en movimiento. El museo Guggenheim Bilbao muestra, a través de obras pertenecientes a la colección permanente de sus filiales, el creciente y rico panorama de la fotografía, el cine y el vídeo en el arte actual. Más de 150 piezas de cerca de 55 destacados creadores como Matthew Barney, Rineke Dijkstra, Stan Douglas, Olafur Eliasson, Fischli/weiss, Anna Gaskell, Andreas Gursky, Pierre Huyghe, William Kentridge, Iñigo Manglano-Ovalle, Mariko Mori, Shirin Neshat, Gabriel Orozco, Thomas Struth, Sam Taylor-wood, Wolfgang Tillmans y Kara Walker, cuya instalación ocupará las siete galerías de la tercera planta y la sala 105 de la primera planta del Museo. Hasta el 18 de mayo.

El Quijote. El Museo del Prado y la Calcografía Nacional exhiben conjuntamente, con el patrocinio de Chrysler-Jeep Iberia, la muestra “Imágenes del Quijote. Modelos de representación en las ediciones de los siglos XVII al XIX”, un recorrido cronológico por la historia de la ilustración del Quijote y el proceso de creación gráfica de la imagen de la novela de Cervantes a lo largo de tres siglos. Doscientas diez piezas, entre estampas, dibujos, pruebas de estado de láminas de cobre, en su mayor parte desconocidas para el público y procedentes de la colección del inglés Henry Spencer Ashbee que conserva The Hispanic Society of America, institución que también participa en el proyecto. Hasta el 7 de enero. 

Ángeles Santos. El Museo Patio Herreriano de Valladolid presenta en sus salas la etapa más fructífera de esta pintora gerundense, referente importante de la intelectualidad y el arte de la primera mitad del siglo XX. Veinte de sus obras, fechadas entre los años 1928 y 1930, y entre los que se encuentran la célebre “Un mundo” o las inéditas “El tío Simón” y “La tía Marieta”, nos presentan su extraordinario hacer en diálogo con otras cincuenta piezas de autores que enmarcaron su propia vida personal y creativa como Salvador Dalí, García Lorca, Gutierrez Solana o Cristóbal Hall, entre otros. Hasta el 11 de enero.   

Hannah Collins. El Centro de Arte Contemporáneo de Málaga presenta en la muestra “La calle. The Street” la creación  fotográfica y audiovisual que esta artista londinense ha creado sobre realidades tan diferentes como  Polonia, Calcuta o Barcelona.  Ocho fotografías de gran formato y dos vídeos, realizados entre 1995 y 2003, indagan sobre el mundo de la periferia social y racial que todos tenemos cerca sin casi llegar a ver, presentando al espectador un mundo desconocido y complejamente rico. Hasta el 4 de enero.

Joan Rebull. El Museo Reina Sofía exhibe la obra de este escultor catalán , uno de los artistas que en la primera década del siglo XX reaccionaron contra el clasicismo noucentista y apostaron por un nuevo realismo ligado a formas esenciales de la naturaleza. Cerca de 50 obras, fechadas en su etapa de mayor creatividad, entre 1918 y 1945, demuestran el talento escultórico, pictórico y como dibujante de este renovador plástico. Hasta el 19 de enero.

Cartier-Bresson. CaixaForum exhibe en Barcelona la mayor retrospectiva dedicada al fotógrafo francés en nuestro país: una selección de 350 obras que son la huella de sus múltiples intereses, viajes, conocidos y trabajos hasta ahora, a sus 95 años. Junto a sus célebres imágenes fotográficas se muestran una selección de sus dibujos, tanto de la primera época como ya entrados los noventa; originales de revistas ilustradas donde público sus primeros reportajes; proyecciones de algunas de las películas que realizó entre 1936 y finales de los sesenta. El conjunto se cierra con la propuesta “Al gusto de Cartier Bresson”, cincuenta imágenes de otros autores que han sido elegidas por el propio Bresson por su capacidad de estimularle y sugerirle realidades diversas. Hasta el 4 de enero.

 

arriba